Home » DDHH » Denuncian que dueño de panaderia Tomas Moro amenazó de muerte a trabajador peruano por formar sindicato

Denuncian que dueño de panaderia Tomas Moro amenazó de muerte a trabajador peruano por formar sindicato

Algunos de los insultos que el trabajador y el presidente de Sinatrapan 5 recibieron fueron “un sindicato, peruano cochetumadre”, “no te saldrás con la tuya peruano conchetumadre”…

El viernes 20 de octubre en la comuna de Las Condes, ocurrió, denuncián, una particular práctica antisindical, Adán Celis Sánchez, joven de nacionalidad peruana y radicado en nuestro país, ejerciendo la profesión de panadero, se organizó junto a sus compañeros de trabajo, la mayoría extranjeros a formar un sindicato empresa en la panadería Tomas Moro de Las Condes, ya que están asociados al sindicato Ínter-empresas Sitrapan 5 (Sindicato de Trabajadores del Pan)

El viernes pasado, Adán llego hasta el local de la panadería acompañado por el Presidente de Sintrapan a entregar la notificación por parte de la Inspección del Trabajo, que acredita su condición de dirigente sindical , en todo momento acompañado por Esteban Galleguillos, presidente de Sintrapan N5.

En declaraciones por parte del presidente del Sintrapan, Agustín Campeni Maltas, italiano, dueño de la empresa, con antecedentes de conductas anti-sindicales, recibió a Adán de muy mala manera y respondió: “un sindicato, peruano cochetumadre”, “no te saldrás con la tuya peruano conchetumadre”, en ese momento sucedió algo sorprendente, cuando Agustín Campeni saco plata, la tiro al suelo, abrazo a Adán y empezó a gritar “me están asaltando” varias veces, mientras Adán trataba de soltarse llegaron personas cercanas al dueño, el trabajador señala que fueron, unas 8 personas, que lo redujeron a golpes, le quitaron el teléfono donde estaba grabando. El dueño llamo a Carabineros, quienes se llevaron a Adán detenido. La reacción por parte de Esteban Galleguillos presidente de Sinatrapan, cuando personal de Carabineros detuvo a Adán y trasladado a la 17 Comisaria, fue gestionar su libertad, y señala estar atónito por el actuar del dueño de la empresa. Durante la tarde fue pasado fiscalía, donde a la luz de los antecedentes, el juez dicto 60 días de investigación, no curso ninguna de las medidas cautelares que pedía la fiscalía, ya que mencionó, que claramente existía un conflicto laboral. A juicio de los dirigentes de Sitrapan 5 que acompañaron en la audiencia al joven peruano, “la acusación era poco creíble a la luz de los hechos, como la formación del sindicato y los papeles de aviso al dueño como presidente del nuevo sindicato”.

En esto momentos Adán Celis esta atemorizado, pues además, el dueño de la panadería lo amenazó de muerte y no quiere volver a la empresa. Por su parte Sitrapan 5, desde donde se organizo la formación del sindicato, prepara acciones acusando al dueño de prácticas antisindicales, de racismo (pues el trato y los sueldos son distintos de acuerdo a la nacionalidad) y violación a los derechos humanos de los trabajadores.