Home » Noticias » Eliodoro Matte ocupa El Mercurio para limpiar su imagen por caso colusión: “Sonará increíble, pero fuimos engañados”

Eliodoro Matte ocupa El Mercurio para limpiar su imagen por caso colusión: “Sonará increíble, pero fuimos engañados”

El empresario Eliodoro Matte, cabeza de una de las familias mas poderosas e influyentes del país, utilizó este fin de semana la tribuna de El Mercurio para, en una extensa entrevista, limpiar su imagen tras el escándalo que estalló esta semana denominado “cartel del confort”, luego que la Fiscalía Nacional Económica solicitara un requerimiento y acusara de colusión a la CMPC y SCA (ex PISA).

Revisa: ¿Cómo funcionaba el cartel de confort? Aquí te explicamos como fue la colusión y porqué no arriesgan penas de cárcel

En una extensa y cuidada entrevista, el patriarca del grupo Matte, niega categóricamente que tuviera conocimiento del cartel que mantuvo la CMPC Tissue con SCA (ex PISA) por más de una década. En la misma entrevista, Eliodoro señala que se enteró de la colusión “a raíz de una investigación que se inició en un país extranjero distinto a Colombia, del cual no puedo dar mayores antecedentes“. Efecivamente, el año pasado en Colombia estalló un escándalo de corrupción que fue denominado “el cartel de los feos” -esto debido a que en la misma correspondencia mantenido por los altos ejecutivos de las empresas involucradas, utilizaron este nombre para auto definirse. Ante esto éste se justifica e intenta precisar: “El directorio tuvo los primeros antecedentes de la eventual existencia de conductas anticompetitivas en tissue. Por ello decidió iniciar de inmediato una indagación interna, en todas las filiales tissue , incluido Chile, buscando descubrir si ejecutivos de la compañía podrían haber desarrollado conductas que atentaran contra la libre competencia“.

Según Eliodoro Matte, al ser consultado si tuvo antecedentes previos sobre la existencia del cartel, este responde: “No, categóricamente no. Así como lo señala el propio fiscal económico, los ejecutivos usaron un mecanismo sumamente sofisticado, lo llamó 3.0, y muy difícil de detectar. El secretismo y la acción para hacer desaparecer información hicieron imposible prever en lo que estaban. Piense que incluso lanzaron dos computadores al canal San Carlos, hecho que nosotros pusimos en conocimiento de la FNE. La gran mayoría de los antecedentes en que la FNE basó su requerimiento fueron proporcionados por nosotros“.

En la misma entrevista Matte plantea su inocencia respecto al cartel que, dicho sea de paso, le hizo ganar millones de dólares durante el tiempo que se mantuvo el cartel y se asume también como víctima del engaño de sus altos ejecutivos -apuntando a Jorge Morel- quienes, según Matte, habrían engañado al directorio de la compañía y a él mismo, así éste señala: “Entiendo perfectamente que esto puede no ser creíble para muchos, pero aquí fuimos engañados”.

Criticas a Eliodoro Matte, cabeza de la moralina empresarial chilena:

Sobre las criticas que ha enfrentado desde distintos círculos -empresariales, políticos y la opinión pública- el Presidente de la CMPC (conocida como “La Papelera” y a su vez presidente del Centro de Estudios Públicos (CEP), una de las instituciones más influyentes de la élite chilena y de la cual los distintos gobiernos -desde la dictadura hasta la actualidad- se han nutrido para moldear el “desarrollo del país”, este responde: “Quiero pedirles perdón no solamente a los empresarios sino a la opinión pública, y, en especial a los consumidores y a mis colaboradores por estos hechos repudiables. Solo me queda comprometerme a trabajar porque algo así nunca más vuelva a suceder en nuestro compañía”.

La critica en el mundo empresarial estuvo encabezada por Jorge Awad, ex Presidente de la Asociación de Bancos y entidades financieras (ABIF) quien pidió públicamente a los Matte dar la cara y llamó a la SOFOFA a suspender a la CMPC del gremio “si es que realmente están indignados”. Awad, ligado a la DC, mantiene una disputa con la familia Matte desde que Bernardo Matte a principios de este año le pidiera la renuncia a la entidad gremial debido a sus declaraciones a favor de la reforma “pro chile” -como la denominó Awad en sus declaraciones- que estaba impulsando el gobierno de Bachelet.

Solo hace unas semanas, en el marco de la celebración del aniversario número 35 del CEP, al que asistió la propia Presidenta Bachelet y parte de su comité político de ministros a rendir homenaje, -quienes fueron recibidos por el propio Eliodoro Matte-  el Centro de Estudios emanó un documento denominado “Diagnósticos alternativos sobre la crisis de confianza“, en este documento se diagnostica que actualmente “en Chile hay un ciudadano más informado y menos leales a las formas mas tradicionales del poder“, por lo que el llamado a los líderes políticos y empresariales es a ser más asertivos y efectuar mayores esfuerzos en gobiernos -políticos y corporativos- transparentes que generen confianzas.

Bachelet y Eliodoro Matte - CEP

Bachelet visita el CEP: A su lado Eliodoro Matte, Pdte del Centro de Estudios Públicos.

La histórica relación entre Eliodoro Matte (CMPC) y Agustín Edwards (El Mercurio)

No pudo ser mejor tribuna la escogida que la de un viejo aliado de “La Papelera”, el diario de Agustín Edwards Eastman, con quien son socios hace ya varias décadas y con quien durante el gobierno de la Unidad Popular encabezaron “La guerra del Papel” en contra del gobierno encabezado en ese entonces por Salvador Allende, quien finalmente fue derrocado por un golpe militar. Matte y Edwards durante los primeros años de los 70 encabezaron una de las campañas comunicacionales más fuertes y caras en la historia de Chile acusando, en ese entonces, al gobierno de Allende de querer “monopolizar el papel en el país”, con esto, según la CMPC y El Mercurio se “atentaría contra la libertad de prensa -por el uso del papel en las ediciones de diarios y revistas- y generaría un monopolio espurio en contra de la libertad“. La guerra comunicacional fue declarada por el directorio de la CMPC como exitosa. Tras el Golpe militar El Mercurio se hizo con el monopolio de la prensa escrita y el grupo Matte (que encabeza hasta hoy la CMPC) logró el monopolio en varias áreas productivas ayudados por subvenciones y exenciones tributarias instauradas por la dictadura y, algunas de ellas, hasta hoy vigentes. Fue el 13 de mayo de este año en que el Colegio de Periodistas expulsó, definitivamente, a Agustín Edwards Eastman (dueño de El Mercurio) del gremio y retiró su nombre de la instancia colegiada. Fue también este año en que re-apareció a la luz la participación de la Familia Matte -desde la CMPC- en crímenes durante la Dictadura. Uno de los más emblemáticos es “los crímenes de Laja” en donde un grupo de trabajadores fue entregado -en listas- por la dirección de la empresa y hecho ejecutados por carabineros, para lo que contaron con la lógistica y ayuda de la propia empresa CMPC.

Revisa: Entrevista a Víctor Herrero: Detalles sobre la biografía desclasificada de Agustín Edwards Eastman