Home » Noticias » Las razones de La Habana para prohibir la entrada a Cuba a Mariana Aylwin y las reacciones políticas en Chile

Las razones de La Habana para prohibir la entrada a Cuba a Mariana Aylwin y las reacciones políticas en Chile

Durante la noche del lunes, la ex ministra de Educación e hija del ex presidente Patricio Aylwin, Mariana Aylwin denunciaba a través del medio El Dinamo, de propiedad de la empresa Giro País Spa, de la cual la misma Aylwin es fundadora y directora, que el “régimen cubano le había prohibido la entrada al país vulnerando sus derechos”, asegurando en la misma nota que “Cuba es peor que la Dictadura de Pinochet“.

Esto debido a que el gobierno cubano envió un cable al Aeropuerto de Santiago señalando que la entrada de Aylwin era inadmisible.

Rápidamente, distintos personeros de Chile Vamos salieron a dar el respaldo público a través de sus respectivas cuentas de redes sociales, a la ex Ministra Mariana Aylwin y aprovecharon de catalogar a Cuba como un régimen dictatorial por la arbitraria decisión de dejar en el Aeropuerto sin poder abordar el avión de Copa Airline a la hija del ex presidente Patricio Aylwin, solicitando de paso un pronunciamiento enérgico de la Cancillería. A esto se sumó esta mañana de martes el apoyo de la presidenta de la Democracia Cristiana, Carolina Goic, quien acompañó a Awlwin a la Cancillería y posteriormente realizaron una conferencia de prensa. Según Mariana Aylwin, solo defendía su derecho como cualquier ciudadana.

Por su parte, el gobierno cubano justificaba la medida señalando que dicho acto no se realizaría. El evento era convocado por la Fundación “Libertad y Vida” ligada a la figura de Oswaldo Payá, fallecido en un accidente el 2012 y conocido opositor cubano y declarado anti castrista quien llegó a ser vice presidente de la Internacional Demócrata de Centro, integrada por partidos de centro derecha de distintas partes del mundo como el PP de España y la DC de varios países, incluyendo Chile. A la que también se sumaba la organización Red Latinoamericana de Jóvenes por la Democracia, ligada a partidos de derecha en el continente. Desde ahí se generó el premio Oswaldo Payá que entregaría un premio -póstumo- a Patricio Aylwin y a Luis Almagro, actual secretario general de la OEA.

Según el gobierno cubano, el acto tenía como objetivo generar un hecho para desestabilizar políticamente a la imagen de Cuba en medio de procesos de apertura y diálogos con diversos países. Según señala un funcionario de la embajada cubana en Chile a este medio, “el acto en sí tenía fijado realizar un acto político en contra del gobierno cubano y generar desestabilización, es por ello que el gobierno optó por no dar la autorización, tal como ocurre en la mayoría de los países del mundo, en base a las leyes migratorias y la defensa de la soberanía, en todos los Estados se establecen parametros para el ingreso al país, incluido Chile, en los que no se permite -como en Chile- participar en actos políticos y menos de política contingente, si se cuestiona a Cuba por eso, debiera haber un debate amplio entonces de todos los países donde eso ocurre y Cuba estaría muy abierto a generar ese debate“, señala.

Por último, según el mismo funcionario, “la señora Mariana Aylwin sabía desde hace días que el acto no se realizaría, así se le comunicó a la Cancillería chilena y entendemos que se le entregó esa información a la señora Aylwin, pero ella insistía en ir a ese acto político diciendo que iría igual como ciudadana y que se haría si o si en la casa de una de las hijas de Payá, ahí se decidió la inadmisibilidad, si ella quiere ir a Cuba como ciudadana a recorrer el país como turista no tenía ningún problema, pero ella insistió en el acto político y al parecer buscaba generar lo que se generó“, sentenció.

Efectivamente en la mayoría de los países hay instrumentos jurídicos, muchas veces arbitrarios y discutibles en materia de Derechos Humanos, que permiten a los Estados -representados por los gobiernos de turno- reservarse el derecho de admisión, visar entrada, decretar expulsiones, entre otras medidas en base a una ley de migraciones o de seguridad nacional. En el caso de Chile, aún rige la Ley de Migración de 1974 (Decreto Ley 604).  Así por ejemplo ocurrió con 2 jóvenes peruanos que venían a participar en un Encuentro Anarquista, los que fueron expulsados del país sin poder asistir al evento. Lo mismo ocurrió con un periodista italiano quien trabajaba para un sindicato en Chile cubriendo movilizaciones -becado por la UE-, y quien fuera expulsado -por orden de la Intendencia Metropolitana- del país por “participar de actividades anti sistémicas”. Similar caso al vivido por Aylwin vivió la ex Senadora colombiana, Piedad Córdoba, quien iba a asistir a un Foro en Concepción sobre la problemática indígena y mapuche y fue retenida e interrogada en el Aeropuerto de Santiago por el tenor de la actividad a la que asistiría, eso hasta que Córdoba decidió a Colombia sin poder participar del foro.

Revisa: Periodista italiano residente en Chile becado por la UE fue expulsado del país por registrar movilizaciones sociales

Respecto a la información que maneja la Cancillería chilena, el gobierno cubano notificó hace días que el evento de la organización Oswaldo Payá se suspendía y que el propio canciller subrogante, Edgardo Riveros, le señaló hace unos días a Mariana Aylwin la notificación. Sin embargo, a pesar de estos antecedentes, Aylwin decidió ir igual a Cuba, a sabiendas que no se le permitiría entrar a Cuba para asistir a una actividad política que oficialmente no se llevaría a cabo. Según las propias palabras de Aylwin, ella le manifestó al canciller subrogante que viajaría igual como una ciudadana común, y que asistiría al homenaje a su padre que se haría con otras personalidades en la casa de una de las hijas de Payá pero ya no como evento oficial.

Los argumentos del gobierno cubano apuntan a que el grupo organizador no solo son opositores, sino que han realizado actividades de desestabilización, boicot económico y diplomático, en los que incluso intentaron, con un fuerte lobby en EEUU, evitar que se llevaran a cabo los diálogos de apertura mutua entre la administración Obama y la Habana encabezada por Raúl Castro.

Revisa: Tras 53 años de bloqueo un presidente de EEUU visita la isla rebelde: “Obama en Cuba”

La decisión del gobierno cubano también afectó al ex presidente mexicano, Felipe Calderón, quien también iba a asistir a la misma actividad en la que participaría Aylwin, sin embargo desde la Habana, señalaron a los funcionarios del Aeropuerto que Calderón no estaba autorizado para ingresar por las mismas razones que Aylwin, lo que posteriormente el propio Calderón se encargó de publicar a través de su cuenta de twitter para señalarle a Rosa Payá (hija de Oswaldo Payá) que no podría asistir al homenaje a su padre.

Aylwin aprovecha de presionar a la Nueva Mayoría

La reacción política en Chile se ha dado principalmente en la DC y en los partidas de derecha agrupados en Chile Vamos, a esto se sumó el presidenciable de esa coalición Sebastián Piñera, y en la Nueva Mayoría solo se sumaron el PPD Jorge Tarud y el candidato presidencial de ese partido Jorge Tarud. Por su parte el Ministerio de Relaciones Exteriores, el que a través de un comunicado señaló: “El Gobierno de Chile hará presente a las autoridades cubanas su malestar por esta acción y llamará a informar al embajador de Chile en La Habana“.

Sin embargo en el resto de los partidos de la Nueva Mayoría los pronunciamientos fueron escasos, y la propia Mariana Aylwin se encargó de emplazarlos señalando que “esperaba pronunciamiento de la Nueva Mayoría” apuntando al Partido Comunista.

Desde esa colectividad salió a pronunciarse el Diputado Daniel Nuñez (PC) quien en un programa radial señaló que “habría que preguntarse qué intención hay detrás de este viaje. A mí me parece que aquí hay, más bien, una voluntad de una provocación de la propia Mariana Aylwin”, afirmó.

Y es que varios repararon que la próxima semana se llevará a cabo la Junta Nacional DC y Aylwin ha liderado, junto a otros en el partido, presionar para que la DC se separare del Partido Comunista y armar una “coalición de centro”. Es más, la mañana de ayer lunes, antes de el impasse en el Aeropuerto,  la propia Aylwin hizo retuit a un meme en donde aparece una persona pateando un logo del Partido Comunista con la leyenda “fuera esta mierda”. Es por esta razón que desde la propia Nueva Mayoría hay voces que han apuntado a una suerte de generación de un “hecho político” para tensionar la relación al interior de la coalición oficialista y, de paso, criticar al gobierno cubano del cual la DC siempre ha tenido una posición de critica y ha apoyado abiertamente a la posición cubana.