Home » Noticias » Dos multitudinarias Marchas se tomaron Santiago: “No a Alto Maipo” y “Solidaridad con Palestina”

Dos multitudinarias Marchas se tomaron Santiago: “No a Alto Maipo” y “Solidaridad con Palestina”

Santiago de Chile fue el escenario de dos grandes marchas. La primera en contra el Proyecto Alto Maipo y por la recuperación de los recursos hídricos en el país en la mañana.  Y otra contra la ocupación e invasión en Gaza apoyando a Palestina por la tarde. 

 

Este 2 de agosto fue un día agitado en el centro de Santiago. Algo un poco inusual para un día sábado, pero sin embargo esta fue la tónica de lo que fue una movilizada jornada. Dos marchas, distanciadas tan solo por unas cuantas horas y dos demandas en donde el pueblo se volcó de forma masiva en las calles de nuestra capital.

Por la nacionalización de agua y en contra del “Proyecto Alto Maipo” y la otra por el fin del genocidio en Palestina y exigiendo el fin de relaciones del gobierno de Chile con Israel. En ellas se levantaron banderas y fueron miles los que bregaron por estas dos grandes y significativas demandas. Por recuperar lo que es nuestro, y por que un pueblo recupere su territorio y su dignidad, es que decenas de miles se movilizaron.

La primera marcha: una lucha por el agua de la región

(fotografía:  @_ClaudioJR_)

(fotografía: @_ClaudioJR_)

A eso de las 11 de la mañana, en Plaza Baquedano (Plaza Italia) se reunieron una decena de miles de personas en contra de la casi inminente construcción de una serie de represas en el Río Maipo denominado: Proyecto Hidroeléctrico Alto Maipo (PHAM) . Y muy al contrario de lo que comúnmente se piensa, las consecuencias no solo serían en la zona del cajón del Maipo, sino que se corre el riesgo de que todo Santiago y sus alrededores se quede sin agua potable debido a que dicho recurso será utilizado en casi su totalidad para la generación de electricidad para la minería “Los Pelambres” (del grupo Luksic).

Es por esto que la movilización no solo fue en contra de la construcción de una represa, sino por la usurpación de un recurso que nos corresponde a todos los habitantes de este territorio. Es quizás por esto último que la movilización tuvo tanto apoyo y tanta adherencia, puesto que no se trata únicamente de una demanda ecológica por el nefasto impacto ambiental que tendrá en el sector cordillerano, sino también porque se ha tomado conciencia de que los recursos hídricos pertenecen a todos y todas y que por lo mismo hay que luchar contra su usurpación, y organizarse para su recuperación.

La marcha llegó a las afueras del Palacio de la Moneda, en donde los manifestantes elevaron sus cánticos, y levantaron sus pancartas que con claridad se llamaba a decir a Bachelet “No a Alto Maipo” y a condenar la “usura” de los Luksic.

Por la tarde, por Palestina

(fotografía: @cacerolachilena)

(fotografía: @cacerolachilena)

Horas después, con un punto de partida distinto (aunque con el mismo destino, y con algunos participantes que “volvieron a marchar”) transcurrió la segunda marcha del día, la que también tuvo gran masividad en su convocatoria. “Solidaridad con el pueblo de Palestina” y “Fin a las relaciones entre Chile e Israel” era parte de la consigna con la que se manifestaba el repudio al genocidio que acontece en la Franja de Gaza a manos de Israel. Así, presente estaba la clara intención de hacer un llamamiento a las autoridades para que tomen acciones significativas de sanción a Israel por la ocupación, invasión y terrorismo de estado que esta llevando a cabo en suelo palestino.

Reunidos a las 15:30 en el barrio Patronato, a las afueras de la iglesia ortodoxa, se reunieron más de 10 mil personas, que se dirigieron marchando en dirección el Palacio de la Moneda, pidiendo la expulsión del embajador de Israel en Chile, como una muestra enfática a inequívoca de que hay una condena por las prácticas terroristas de dicho estado ha realizado en contra del pueblo palestino.

Esta marcha -al igual que la que se realizó hace un par de semanas-, fue parte de una movilización internacional que sacó millones de personas a las calles pidiendo que cese inmediatamente la invasión a la franja de Gaza que el ejército israelí está impunemente -hasta ahora- llevando a cabo.

Sin embargo, y como aquellos millones de manifestantes lo demuestran, la opinión internacional -más allá de los medios que irrestríctamente han apoyado a Israel en la omisión y justificación invasor- ha tenido la lucidez de ver el verdadero carácter del conflicto y tomar una postura al respecto. Dicha postura, pone en jaque el ataque impune de las fuerzas militares israelíes, y están obligando a las autoridades internacionales a manifestarse y tomar una postura también.

Registro fotográfico de ambas marchas: