Home » DDHH » Nuevamente la justicia racista en EEUU: Gran Jurado declara no imputable a policía que asesinó a Eric Gardner

Nuevamente la justicia racista en EEUU: Gran Jurado declara no imputable a policía que asesinó a Eric Gardner

"No puedo respirar"  (vía Netroots Nation)

“No puedo respirar” (vía Netroots Nation)

De Ferguson a Nueva York, una justicia que deja impune la brutalidad policiaca contra la población negra

 

Nuevamente un fallo judicial remece a Estados Unidos, y es que como una tragedia que se vuelve a repetir como tragedia, el Gran Jurado de Staten Island, Nueva York, falló este 3 de diciembre dejando sin procesar ni imputar al policía, Daniel Pantaleo, que estranguló y asfixió hasta la muerte a Eric Gardner.

Ni “confuso incidente”, ni nada, lo que ocurrió con Eric Gardner fue brutalidad policial, racismo, denegación de asistencia médica, lo que finalmente resultó en el fallecimiento de Eric ante la mirada indiferente de la policía, que negó la muerte hasta el final.

Eric Gardner, afroamericano de tan solo 46 años, y asmático, fue enfrentado por la policía tan solo por el hecho de ser un vendedor ambulante, que estaba vendiendo cigarros de forma ilegal. Gardner, en su asombro por la reacción policial, buscó resistirse de forma pasiva al arresto, lo que llevó de forma totalmente innecesaria e irracional a que un policía lo tomara del cuello y lo asfixiara hasta su total colapso.

Probablemente lo más doloroso de la escena (la cual fue registrada en un vídeo por un teléfono móvil) muestra que repetidas veces Eric Gardner, con el aire que le quedaba en sus pulmones señalaba que no puedo respirar” (“I can’t breath”), lo que de ningún modo sirvió para que los múltiples policías que se encontraban en el lugar hicieran algo para detener el acto brutal y pidieran asistencia para Gardner.

Por el contrario, mantuvieron su posición y tan solo cambiaron de actitud al percatarse de que Gardner tenía completamente debilitados sus signos vitales. No pidieron asistencia médica sino hasta muy tarde, del mismo modo que no se procedió a darle reanimación. Para el momento en que llegó asistencia médica, Eric se encontraba ya sin vida.

Todo provocado por una detención completamente injusta e innecesaria, puesto que tan solo estaba trabajando de vendedor ambulante para poder sustentarse.

Segundo fallo en las últimas dos semanas que revela una justicia profundamente racista y clasista

 

Como es de suponer, el fallo absolutorio del Gran Jurado en Nueva York a favor del policía Daniel Pantaleo, por el caso de Eric Gardner, nos remite inmediatamente a algo que ocurrió la semana pasada en Ferguson, Missouri, donde el Gran Jurado de San Louis decidió no procesar al asesino de Michael Brown, víctima también de la brutalidad policiaca.

Dos casos de brutalidad (de un ensañamiento innecesario que devela el actuar racista de las policías), y dos casos de absoluciones que enrostran una vez más que la justicia parece operar en Estados Unidos de forma distinta según el color de la piel.

Se trata también de algo que ya se lee como una burla (un gesto de impunidad que se repite y repite), como también de una enorme decepción puesto que aun con un presidente afroamericano, el racismo sigue siendo igual de fuerte que hace 40 o 50 años.

Es por ello que las protestas no se hicieron esperar, en un clima de crispación y indignación ante un país que sigue siendo, en la práctica, profundamente racista. Miles de manifestantes salieron a las calles de Nueva York, a expresar su molestia e insatisfacción con este nuevo fallo de un Gran Jurado que deja impune a policías que mediante la brutalidad, asesinaron a ciudadanos afroamericanos. Y por supuesto, todo parece indicar que este hecho aumentará la ola de indignación por lo acontecido en Ferguson, y que las protestas que buscan denunciar y acabar con esta cultura racista estadounidense, no harán sino aumentar.

 

Vídeo de la detención y asesinato a Eric Gardner (advertencia, imágenes violentas):