Home » Movimientos territoriales » Pescadores artesanales y vecinos de Caleta Amargos denuncian malas prácticas de Portuaria Reloncaví del grupo Luksic

Pescadores artesanales y vecinos de Caleta Amargos denuncian malas prácticas de Portuaria Reloncaví del grupo Luksic

Vecinos de Caleta Amargos en Corral, Región de los Ríos,  denuncian a la empresa Serivicios Portuarios Reloncaví (del Grupo Luksic) por la contaminación producida por  la enorme montaña de astilla de eucaliptos nitens acopiada en forma desmedida,  poniendo en riesgo a la población, jardines infantiles y colegios cercanos,  generando graves problemas de salud.

Caleta Amargos se ubica a 20 kilómetros de Valdivia, en la bahía viven no mas de 4 mil personas y otras 2 mil de zonas rurales, que hoy se ven afectadas por el acopio de toneladas de chip (astilla) de eucaliptos, por culpa de la empresa Portuaria Reloncaví, de un 50% de propiedad de la familia Luksic.

Con el viento se levanta polvillo, la inhalación involuntaria de las partículas en suspención, que las  mangas transportadoras dejan caer a una altura de 20 metros, provoca enfermedades respiratorias y bronco pulmonares graves en la población, como rinitis y asmas alérgica, ademas que el procesamiento de la astilla se realiza con compuestos bioacumulables y tóxicos dañinos para seres humanos, animales y medio ambiente.

El polvillo durante su transporte también afecta el medio ambiente, depositándose en ríos. Los vecinos denuncian que la suciedad alrededor de las inhalaciones ha provocado la llegada de roedores y moscas. Además del ruido de las faenas que afecta a los habitantes, respecto a esto, en septiembre de 2015 la SMA amonestó a la empresa por incumplimiento de normas en la emisión de ruidos maquinarias, barcazas, retroexcavadoras y el barco de carga los cuales emiten ruidos día y noche.

Según indica el biólogo marino de la Federación de Pescadores de Corral, Rodolfo Assef, existen especies marinas que han desaparecido en la zona debido al ingreso constante de chip al mar, el que, al tocar el suelo marino, provocan malos olores y condiciones atóxicas (sin oxígeno), que afecta directamente a la flora y fauna. Los pescadores artesanales de Valdivia y Corral indican que la contaminación afecta, entre otros sectores, a toda la desembocadura del río Valdivia y Bahía de Corral, lugar que les brinda el sustento económico con la extracción de moluscos.

Tras una de las tantas mesas de diálogo, el intendente Egon Montecinos y la comunidad de corral, indican que la empresa declaró que abandonaría el acopio en Corral Bajo para almacenar las astillas en un nuevo sector de Amargos, “Cuando el chip se instaló en Amargos, ocurrió un movimiento de población. O sea ahí se instaló el chip, se hizo una segunda cancha de acopio (Schuster, donde se realizará el traslado) hacia el cerro y lo que hicieron fue escarbar el cerro en su base para agrandarla, lo que provocó este desmoronamiento”, comenta Rosiel González, concejal independiente de Corral en el Desconcierto.

Vecinos explican que debido a este deslizamiento las personas fueron trasladadas hacia San Carlos, lo que benefició a la empresa dejando el cerro a su disposición, esta amenaza a la población provocó que los habitantes se opusieran a salir del lugar donde habían vivido toda su vida, sin embargo al no ser dueños de los terrenos, finalmente fueron erradicados del lugar.

El 20 de agosto de 2015 el Ministerio de Salud confirmó a través de un oficio emitido por la Ministra de Salud, Carmen Castillo, que el centro de acopio de la empresa portuaria, la que se encuentra funcionando por mas de 20 años, no cuenta con calificación industrial, en aquella oportunidad el alcalde de Corral, Gastón Pérez, salió en defensa de la inversión, indicando que la empresa se encuentra con sus patentes al día y donde indica sentirse extrañado que se cuestione su funcionamiento después de tantos años.

Las movilizaciones reiteradas que han realizado, estudiantes, pobladores y vecinos de Corral junto a organizaciones como “No mas chip” han sido fuertemente reprimidas por parte de carabineros y tienen como objetivo sacar la planta de acopio de la comuna, la empresa genera un impacto social y ambiental negativo para la población, lo que devela lo destructivo del modelo forestal chileno.

Respecto al negocio forestal en Chile, revisa “El Decreto Forestal 701 que ha beneficiado por décadas al grupo Matte y Angelini y que el gobierno insiste en prorrogar“.

Video denuncia condiciones de traslado del polvillo de eucalipto de la Portuaria Reloncaví.