Home » Movimientos territoriales » REVISA: La dura declaración de la Comunidad de Castro, Chiloé, por la catástrofe medioambiental que están viviendo
Fotografía de Rodrigo Casanova.

REVISA: La dura declaración de la Comunidad de Castro, Chiloé, por la catástrofe medioambiental que están viviendo

“En este momento, en 14 puntos del archipiélago de Chiloé, hay barricadas encendidas, se están organizando ollas comunes, las comunas están paradas o funcionando a media máquina, el pueblo y los habitantes de Chiloé se han movilizado en apoyo a los trabajadores y trabajadoras del mar, se han levantado de su comodidad para defender el mar y su cultura”, señala el comunicado de los habitantes de Castro, Chiloé, compuesto por Pescadores, orilleros, ferianos, algueros, trabajadores y trabajadoras, dueñas de casa, jóvenes y vecino/as de Castro.

La catástrofe medioambiental en La Región de Los Lagos es evidente. El gobierno decretó el pasado 29 de abril- la zona de catastro fe, sin embargo las medidas anunciadas no solo parecen insuficiente para los habitantes de la región, la molestia se ha generalizado luego de que el propio gobierno le restara importancia y, por el contrario, dejara fuera de toda responsabilidad a la industria salmonera, que es a quien los habitantes apuntan como directo responsable de la actual situación.

En su parte central, la comunidad señala:

Las autoridades políticas incluidas las locales, buscan apaciguar este conflicto, sin embargo lo que se siente en las calles de Chiloé es una sensación que no la aplacaran con un bono, porque ya se ha advertido que las industrias neoliberales no traen trabajo de calidad, sino sometimiento; no traen sueldos dignos, sino sueldo mínimo; no trae estabilidad laboral, sino trabajo temporal.
Por otra parte se siente el cansancio de convivir con una industria que ha contaminado y ha producido una acumulación criminal de toxinas que ha empeorado y empobrecido la vida del archipiélago, aniquilado su diversidad y hecho desaparecer especies y tipos de peces.
Cansancio de autoridades políticas que han sido financiadas con las platas de los salmoneros, que han hecho vista gorda a todo este actuar de la industria“.

Es en este contexto que la comunidad de Castro, Chiloé, hace publica una declaración precisando hechos y exigiendo respuestas concretas a la autoridad central. Además piden en la zona la presencia de ministros o de autoridades con capacidad de resolución.

Revisa aquí la declaración completa.

De este modo, con barricadas en los caminos y con todos los accesos tomados, la comunidad chilota exige:

-. Realizar un estudio serio de las condiciones del mar de Chiloé, para determinar de ahí en adelante el funcionamiento de la industria salmonera y las condiciones para que esta funcione.

– Que a partir de los resultados de este estudio la industria salmonera pague por los daños producidos y compense a los habitantes del archipiélago.

– A partir de este estudio se identifique cuantos años el mar de Chiloé estará contaminado y desde ahí se calculen compensaciones y bonos a todos los afectados, pescadores, mariscadores, orilleros, feriantes, vendedores, tripulantes y a los consumidores de Chiloé

– Que los bonos y compensaciones ofrecidas por el estado chileno sean en platas frescas de las arcas fiscales y no de los fondos regionales.

– Que se haga presente al territorio chilote una autoridad competente que escuche a los vecinos que hoy mantienen el control del territorio insular.

Revisa: Registro fotográfico de Rodrigo Casanova, Chiloé:

_MG_6940

_MG_6911_MG_6899_MG_6923 2_MG_6878