Home » Audiovisual » Traductora de Pinochet en Londres dice que él lloró cuando supo que lo enjuiciarían e insinuó que fingió su locura
jean-pateras-interprete-scotland-yard-en-juicio-a-pinochet

Traductora de Pinochet en Londres dice que él lloró cuando supo que lo enjuiciarían e insinuó que fingió su locura

Fue la noche de este domingo cuando fue emitido en TVN la primera parte de la investigación periodística sobre la detención del Dictador Augusto Pinochet en Londres, denominada “Pinochet, sus últimos años“. Programa que fue conducido por la periodista Mónica Pérez y que desveló varios antecedentes poco conocidos y de trascendencia que se sucedieron durante los 503 días que pasó Pinochet detenido en Londres ad portas de ser extraditado a España para ser juzgado por genocidio, proceso que judicialmente avanzó pero que fue frenado por la diplomacia llevada a cabo por el gobierno de Chile de esa época y la decisión del Ministro del Interior de Gran Bretaña, el laborista Jack Straw.

Entre los testimonios recogidos por el reportaje, estuvo el de la traductora (intérprete) de Scotland Yard (policía inglesa) Jean Pateras, quien fue la encargada de comunicar a Pinochet las instrucciones de la policía cuando fue detenido en la London Clinic  y en los meses sucesivos mientras el ex Dictador estuvo bajo arresto en ese país.

Según Pateras, cuando le comunicó que estaba bajo arresto, Pinochet reaccionó sorprendido y con soberbia apelando a su inmunidad teniendo un shock por la situación.

En los meses siguientes, en Londres se llevó a cabo una batalla legal para dirimir si seguía adelante el proceso judicial por genocidio -crimen de lesa humanidad que no prescribe y con juridicción internacional- o bien se reafirmaba la inmunidad del en ese entonces Senador vitalicio, quien había viajado a Europa como asesor en un negocio de venta de armas.

Fue cuando se votó, en la cámara de los Lores (House of Lords) la apelación para resolver si Pinochet tenía inmunidad o no, para saber si seguía con su proceso judicial para ser juzgado o bien podía retornar a Chile, Pateras tuvo el deber de comunicar a Pinochet el resultado adverso señalándole que sería juzgado y el proceso seguiría avanzando.

La verdad es que todos esperábamos que iban a decir que sí, que se podía ir (… y vino el resultado…) formalmente le tuve que decir que no se iba ¿entiende lo que le estoy diciendo? sí (me dijo) y claro, él empezó a llorar, eso sí, lo vi llorar“, relata Pateras el momento vivido con Pinochet.

Sobre la tesis humanitaria y la supuesta enfermedad mental que el ex Dictador padecía, y que finalmente fue la carta usada por el gobierno de Chile y Gran Bretaña para detener la extradición, Patera cuenta:

Me acuerdo que alguien de la familia o uno de los amigos de él dijo ‘yo no sé por qué él no dice que está loco o que tiene alzheimer para que lo manden a Chile’ y él decía ‘yo no he cometido ningunos errores, no he cometido nada malo, yo voy a responder por todo lo que tenga que responder, pero yo no he hecho nada incorrecto‘,  afirma Pateras que dijo Pinochet y continuó su relato:

Una vez que lo fuimos a ver con el médico, me dijo (Pinochet) en Wentworth ‘mira china que raro ¿sabes qué? esta mañana me levanté y no sabía quien era mi esposa (Lucía Hiriart)’ yo le dije ¿ah si? que raro, que raro, aha…

Tras usar la tesis de la enfermedad mental y condición de salud, Pinochet retornó a Chile el 2 de marzo del 2000 en un avión de la FACH. Al aterrizar del avión -ya en Santiago de Chile- el ex Dictador se levantó de la silla de ruedas y saludó a sus seguidores. En Chile nunca fue juzgado y falleció en la impunidad el 10 de diciembre del año 2006.

Revisa video (extracto del reportaje) con las declaraciones de Jean Patera: